Recaredo

En 1924 Josep Mata Capellades se comienza en el planeta del cava como profesor del degüelle y elaborador profesional. A pico y zapa, comienza la construcción de las cavas justo bajo su casa, en el centro histórico de Sant Sadurní d’Anoia (Barna). Es el comienzo de una historia de emprendimiento emocionante que tiene como punto de inicio la artesanía del degüelle de la botella. Leer Más

Compromiso:

En Recaredo sostenemos un firme compromiso: realizar vinos de terruño capaces de enseñar los paisajes del Alt Penedès de la forma más franca y transparente posible.
Realizamos solamente cavas Brut Nature de agregue marcados por la impronta de la larga crianza. Nuestros espumosos han forjado un estilo auténticamente único definido por la elegancia y la sutileza.
Desde el viñedo, pasando por la bodega y la cava, todos y cada uno de los procesos en Recaredo están auditados y certificados por el organismo independiente Bureau Veritas; reafirmando nuestra vocación única en el planeta como viticultores y elaboradores.

Territorio:

En Recaredo trabajamos cincuenta hectáreas de viñedos familiares ubicados en la ladera del río Bitlles, en la región del Alt Penedès (Barna). El Bitlles zigzaguea entre bosques, colinas y torrentes intermitentes mostrando rincones de una enorme belleza, emparados por la impresionante presencia de la montaña de Montserrat.
Como viticultores y elaboradores, nos especializamos solamente en Brut Nature de larga crianza estableciendo un acuerdo implícito con el territorio y con los orígenes; un acuerdo cómplice que pretende la expresión de historias auténticamente francas capaces de expresar las peculiaridades del paisaje a través del vino.

Vida:

Un enorme vino es el reflejo de la tierra que lo ha visto nacer. Por tal razón, practicamos una agricultura de secano siguiendo los criterios de la biodinámica y cultivando los viñedos sin herbicidas ni insecticidas, solo con elementos de origen natural.
La agricultura biodinámica es un sistema de cultivo que tiene como prioridad el equilibrio del ecosistema y la biodiversidad en el viñedo.
La biodinámica, desde determinado punto de vista fundamentalmente biológico, nos ofrece la posibilidad de realizar vinos espumosos sumamente expresivos, con una enorme capacidad de crianza y, sobre todo, respetuosos con el paisaje del que son originarios.
Recaredo ha sido el primer elaborador de la Denominación de Origen Cava en conseguir el certificado internacional Demeter de viticultura biodinámica.

Tiempo:

Como centinela de una espera paciente y sigilosa, las botellas de Recaredo continúan en la obscuridad de las cavas a lo largo de un mínimo de treinta meses (dos años y medio) hasta lograr una personalidad extraordinariamente única.
En el caso de las enotecas familiares más exclusivas de Recaredo, ciertos de nuestros vinos espumosos adquieren unas crianzas de prácticamente treinta años, conservando la delicadez del tiempo y una muy elegante dificultad de matices.