El Afilador

El Afilador ofrece una enorme gama de orujos, licores y cremas, elaborados de forma tradicional, por la 3ª generación de una familia gallega dedicada a la preparación de licores tradicionales de su tierra de origen. Hoy día, El Afilador se ha transformado en un tradicional de los restaurants, bares y hogares… merced a su compromiso con la calidad de las materias primas que escoge estrictamente, y el cuidado tradicional y natural que ofrecen en la preparación de sus licores. Leer Más

La Crema de Licor El Afilador tiene poco a poco más éxito entre los jóvenes y en especial en el público femenino, por su mantecosa textura y suavidad.
A la vista se presenta con un color crema torrado. En nariz resaltan notas de caramelo, vainilla y canela, y en boca sorprende su textura suave y mantecosa. Ideal para gozar tras una comida, asambleas con los amigos, en el planeta de la noche… y servido en copa o bien vaso con hielo en cubitos o bien frappé.
El Aguardiente de Orujo El Afilador ha sido el distintivo de la marca desde el momento en que en mil novecientos cuarenta y tres El Afilador se transformase en la primera empresa de España en comercializar aguardiente embotellado.
De color limpio, claro y refulgente, con un aroma complejo al unísono que frágil y lleno de matices que en boca adquiere una excepcional y cálida persistencia. En vaso de chupito o bien servido en copa es ideal para cualquier sobremesa.
Licor de Yerbas El Afilador se realiza en maceración natural con seis tipos diferentes de yerbas naturales esmeradamente elegidas para lograr el mejor equilibrio y aroma.
Su color es amarillo y refulgente, con reflejos dorados. Con un profundo fragancia a aromatizadas yerbas naturales, tiene geniales propiedades digestibles que le transforman en el mejor final para una comida, para consumir en copa con hielo o bien en vaso de chupito.
El secreto del Licor de Café El Afilador se halla en los granos de café de primera calidad, esmeradamente escogidos, torrados y molidos para lograr un sabor único.
De color cobrizo obscuro con reflejos torrados. Su aroma consistente, natural y dulce, resulta sedoso en boca, intenso y muy elegante. Ideal con postres, dulces… y servido en copa con hielo o bien vaso de chupito.