Rioja Reserva

Barón de Ley es una compañía de España de viñedos y vino fundada en 1985 en la comunidad autónoma de Navarra, en la zona de esta comunidad perteneciente a la DOC de Vino de Rioja Reserva. La sede social de la compañía se halla en un monasterio benedictino del siglo XVI en el ayuntamiento de Mendavia, al lado del río Ebro. Leer Más

VENDIMIA

En Barón de Ley, la vendimia se efectúa manualmente no solo con la intención de mimar al límite cada racimo de uva sino más bien asimismo poner en valor nuestro mayor activo: el viñedo. Lógicamente, el hecho de contar con la uva “a pie de bodega” contribuye muy en especial a la calidad de los vinos, al reducir al límite los tiempos de entrada de la uva a la bodega a lo largo de la vendimia, evitándose de esta forma fermentaciones indeseadas a lo largo del transporte.
Esta gran ventaja nos ha tolerado, además de esto, la puesta en marcha mediante los años de una ambiciosa política de selección manual de uva. Desde hace más de una década, la producción de uvas de nuestras mejores fincas es vendimiada en cajones con capacidad de trescientos kilogramos y transportada a nuestras 2 mesas de selección en bodega. Allá, todos los racimos son inspeccionados visualmente, descartándose aquellos que no se encuentran en perfectas condiciones y dando como resultado una “selección de la selección de nuestras mejores fincas” … uvas de la más excepcional calidad.
Hoy en día en Barón de Ley escogemos manualmente más de ochocientos cincuenta kilogramos de uva en todos y cada vendimia, en una apuesta sin precedentes en este país, descartando porcentajes de uva que en general oscilan entre el diez por ciento y veinte por ciento dependiendo de la agregue y procedencia.

ELABORACIÓN

Pocos minutos después de ser vendimiadas manualmente, las uvas de Barón de Ley son recibidas en nuestras bodegas de preparación.
Todas y cada una de las mañanas nuestros enólogos probarán todos y cada uno de los tanques en fermentación para tomar la resolución oportuna para cada depósito concreto, de esta forma definiendo temperaturas de fermentación, género de remontados, maceraciones… y llenar una media de veinte preparaciones diferentes en una vendimia.
De los mejores símbolos de nuestra forma de comprender la calidad y la enología, abierta, audaz y activa, es nuestra nave de depósitos experimentales. En estos 6 depósitos de diez a catorce litros, diseñados singularmente por nuestro equipo de enólogos buscando distintos efectos de preparación, tienen sitio las preparaciones de los vinos más singulares, viñedos más reservados o bien otras pruebas efectuadas en la viña para progresar la calidad. En definitiva, la investigación que nos dejará no atascarnos y también ir mejorando progresivamente nuestra calidad de cara al futuro.

CRIANZA: BARRICA

La crianza en barricas de roble bordelesas, que forma uno de los pilares de la preparación de vinos de calidad en Rioja Reserva, halla un genuino santuario en la sala de barricas de Barón de Ley. En una nave climatizada para asegurar unas perfectas condiciones de humedad y temperatura, las quince barricas nuevas de roble americano y francés impecablemente amontonadas acogerán todos y cada uno de los vinos de Barón de Ley. Escogidas entre los mejores toneleros, las doce barricas de roble americano y tres mil de roble francés, se complementan y aportan sus mejores cualidades a nuestros vinos, preparándolos para llegar a su expresión máxima.

CRIANZA: BOTELLA

Una vez embotellados, empleando avanzadas técnicas para tratar el vino con la máxima delicadez, arranca la crianza en botella. A lo largo de meses y años, los vinos van a ir poquito a poco puliéndose y ganando en redondez y dificultad hasta llegar al instante perfecto de consumo.
Al objeto de asegurar una crianza en botella mínima de entre dieciocho meses y un par de años para los Reservas y 3 años para los Grandes Reservas, Barón de Ley cuenta con un botellero climatizado de cuatro con cinco millones de botellas que esmeradamente guardadas en jaulones metálicos aguardan pacientemente su instante.

Nuestro vino

Viñedo: Elaborado mayoritariamente desde uvas Tempraniillo provenientes de nuestros viñedos en Mendavia.
Crianza: Tras una crianza de veinte meses en barricas nuevas de roble americano, sus veinticuatro meses de reposo en botella le han hecho lograr su totalidad.
Cata: Color colorado rubí. En nariz sorprende por su poderoso carácter frutal ensamblado con recuerdos de su noble crianza, trazas de coco, “toffee” y sugerentes matices a monte bajo. El ataque es potente, desarrollando una sensación de volumen y untuosidad que desemboca en un largo final. En el regusto vuelven los recuerdos a frutos colorados en conjunción con notas de monte bajo.