Sa Rota

La historia nos habla de la existencia de la posesión de Sa Torre cara el año mil trescientos sesenta y nueve, siendo famosa en la isla por la singular capilla de estilo neogótico levantada en sus proximidades y que encabeza los terrenos que se extienden entre Llucmajor y el Cap Blanc. La historia de leyenda cuenta que el amo de la posesión la mandó edificar cuando vio cumplido su deseo de tener un varón. Leer Más

La verdad es que el día de hoy esta capilla se halla bendiciendo las viñas de Bodegas Bordoy. Todo comenzó cuando Miquel Sastre Bordoy adquirió en mil novecientos noventa y tres las parcelas “Els camps de Sa Vinya” y “s’Aujub Vermell”, pertenecientes a la finca “Sa Torre” con la ilusión de que aquellas tierras que habían cobijado a las viñas siglos atrás fuesen nuevamente un viñedo. Su saber hacer, el empeño y la visión de futuro hicieron todo lo demás.

El tiempo

El tiempo de esta zona es de carácter mediterráneo semiárido y guarda sus particularidades. Estamos en la parte más árida de la isla, con una pluviometría bajísima y una fuerte insolación que favorece a la viña con producciones más bajas, mas de mayor calidad. Los inviernos son levemente fríos, con una pluviometría que fluctúa entre los trescientos y los cuatrocientos mm/año y los veranos son secos y calurosos, con valores medios de irradiación solar que superan las dos mil ochocientos horas por año.
El proceso de nuestros vinos empieza en el mes de febrero, cuando efectuamos la poda de la viña, proceso que nos deja supervisar la producción. A mediados de marzo las cepas comienzan a aflorar y en el mes de mayo se efectúa la poda en verde, suprimiendo el exceso de flora y producción. De la floración podemos gozar a mediados de mayo y en el mes de junio tiene sitio el envero, donde las uvas en un inicio verdes cambian a negro o bien amarillo en su caso.
Por último, la vendimia empieza a mitad del mes de agosto con Chardonnay, finalizando con la Cabernet Sauvignon y Callet a fines de septiembre. Para finalizar, en el mes de diciembre vemos la caída de las hojas cuando las plantas se sumen en su sopor invernal hasta la poda.

El suelo

El viñedo está ubicado en plena marina de Llucmajor (Mallorca). La zona presenta una pluralidad interesante de tierras, desde los suelos pardos calizos, más cerca de la costa, hasta la tierra rubia que hallamos en la falda del conjunto montañoso formado alrededor del macizo de Randa. La cercanía del mar supone una enorme repercusión para estos suelos, que están formados por rocas calizas (margas y dolomitas) dando sitio a un suelo arcillo calcáreo y a unas tierras con tonalidades rojizas o bien blanquecinas y con un pH levemente alcalino. Estas peculiaridades del suelo dejan un buen drenaje, y esto, así como la escasa presencia de materia orgánica y la sencillez de penetración radicular, hace que el cultivo de la parra se realice en condiciones muy perfectas.

La Uva

Nuestro viñedo consta de veinte con seis hectáreas y está estructurado en 13 parcelas, conforme género de suelo, variedades y año de plantación. La pluralidad mayoritaria es la Cabernet Sauvignon (ocho con sesenta y cuatro ha), seguida de Merlot (cuatro ha), Syrah (dos con cuatro ha) y Chardonnay (tres,33 ha). Asimismo tenemos media hectárea de Callet, pluralidad tinta autóctona de la isla, y tres parcelas (uno con cinco ha) con las variedades blancas autóctonas Prensal Blanc y Viró Ros. Además de esto, fruto de nuestra apuesta por las castas locales más interesantes, tenemos una pequeña parcela con variedades en experimentación como Gargollassa y otras.

Nuestros Vinos

Sa Rota Tinto Añada, Sa Rota Reserva, Sa Rota Syrah, Sa Rota Merlot..