Maker’s Mark

Maker’s Mark es el primer bourbon premium del planeta. Lo que más asombrar a la vista, es su botella con un propio sello de lacre colorado. La historia de esta pequeña botella, que guarda un enorme tesoro en su interior es de esas historias que merecen escribirse. En mil setecientos ochenta, Robert Samuels, tercera generación de inmigrantes escoceses-irlandeses, llegó a Kentucky. El era granjero y hacía su whisky para consumo personal. Leer Más

La primera destilería comercial nace en mil ochocientos cuarenta con el nieto de Robert. Quién comenzó la producción comercial de la receta familiar. Receta que legó a su hijo, y de este modo consecutivamente, hasta llegar a las manos de Bill Samuels, padre del presente Presidente. Que tenía sus ideas. En una liturgia, Bill, quemó la receta familiar de más de ciento setenta años de antigüedad. Lo que podría parecer un desafió a la herencia familiar, significo el descubrimiento de un nuevo género de bourbon. Logrado por medio de la investigación de los modelos de grano. Maker’s Mark es el resultado de una nueva receta basada en el maíz local, cebada de malta y un suave trigo colorado de invierno. En mil novecientos cincuenta y tres, Bill contaba con la receta, mas le faltaba la destilería. Adquirió y reconstruyo una pequeña destilería en Loretto, pueblo de mil habitantes en Kentucky. Contaba con un agua limpia y clara, con filtraciones de piedra caliza.
Tras 6 años avejentando, se consiguió el primer bourbon. La mujer de Bill, fue la que bautizo al recién nacido. Se llamó, Maker´s Mark, La marca del artesano. Asimismo, fue la que decidió que debían llevar un sello de cera, como las viejas botellas de coñac, lo que requería el lento proceso de sumergir las botellas en cera una a una. A pesar de las renuencias de Bill, se sigue haciendo hoy en día de exactamente la misma manera.